En los mercados de cinco urbes ya se registran alzas de precios

El aumento de precios de los productos de primera necesidad se agudizó por la paralización. Así se evidencia en los centros de abasto de Quito, Cuenca, Ambato, Santo Domingo y Guayaquil.

Los mercados de esta última ciudad están abastecidos por productos de la Sierra, pero los precios subieron. El quintal de papa cuesta USD 38, ocho más que la semana anterior, contó María Guamán, quien vende papas fritas.

No tiene problemas para la provisión, pero sí por los precios debido al incremento en los fletes. “Los choferes dicen que no pueden venir por las carreteras principales y usan caminos de segundo orden o pagan para que les dejen pasar”, contó José Baque, vendedor del mercado de Sauces.

Las bodegas y tiendas de abasto se aprovisionaron de alimentos no perecibles en una cantidad superior a lo habitual. “Estos días he ido a dejar azúcar, harina, sal y avena sin parar. Gente que compra medio camión al mes ha pedido dos y hasta tres camiones”, dijo David, quien transporta víveres de una cadena mayorista.

Lo mismo ocurre en Cuenca. Los productos que llegan de la Costa y del resto de la Sierra subieron. Entre ellos están el plátano, que pasó de USD 12 a 15 la caja, el tomate riñón de USD 17 a 21 y la docena de piñas de 13 a 16, señaló Rosa Guamán, vendedora del mercado 27 de Febrero. “Compramos a los mayoristas de la Feria Libre (El Arenal) de Cuenca y hoy (ayer) nos dijeron cuestan más por el paro nacional”.

Según ellas, las amas de casa se molestan por el nuevo incremento y “nos reclaman como si nosotros especuláramos y sacáramos provecho del paro nacional”.

Lorena Simbaña es comerciante en el mercado de Santa Clara de Quito. “Antes el quintal de zanahoria costaba USD 10, ahora llega a 35”. Ella explicó que el alza se registra desde hace varias semanas y, en la actualidad, con las protestas, se ha intensificado.

Una medida en Santo Domingo
La Gobernación e Intendencia de Santo Domingo solicitaron por segundo día consecutivo a los comerciantes de los mercados que exhiban la lista de precios oficial. Los funcionarios de estas dependencias recorrieron ayer los centros de abasto para constatar que se cumpla ese pedido.

Los compradores alertaron que hubo un incremento en los costos de la papa, cebolla y zanahoria. Manuel Tene dijo que el quintal de zanahoria pasó de USD 12 a 35. Mientras que en la libra de papa y cebolla tuvo un incremento de USD 1. Tene reportó su situación mientras las autoridades constataban los costos. Él moviliza carga desde Santo Domingo hasta Pedernales, en Manabí.

Luis Córdova, presidente de los vendedores, pidió que no se exagere en los precios y se comprometió a controlar en cada puesto.

El analista económico Jorge Calderón afirmó que la especulación es una acción que se ha registrado como parte de la inflación que se registra en el país principalmente desde inicios de año. Ahora, se aprovecha también con situaciones de crisis como las protestas, por los bloqueos a las carreteras, por los daños a la propiedad privada y demás, agregó.

Industria está afectada
Según Christian Wahli, presidente de la Asociación Nacional de Fabricantes de Alimentos y Bebidas (Anfab), el paro se suma a una serie de problemas que tiene el sector este año y el único perjudicado es el consumidor.

“Hay un problema gravísimo por la falta de insumos y materia primas para la industria y por la logística. Ahora se suma el paro; el afectado no es el Gobierno, sino la comunidad ecuatoriana”.

Alejandro Martínez es vicepresidente del Comité Empresarial Ecuatorianos (CEE). Según él, los procesos especulativos se notarán más en los próximos días debido al inminente desabastecimiento de los productos.

Fuente: EC

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *