Cuatro años de cárcel para profesora por delito de odio contra un niño

La profesora sometía al menor a humillaciones supuestamente por su condición humilde. El niño intentó suicidarse.

Una maestra fue sentenciada a 4 años de cárcel, en Loja, acusada por violentar psicológicamente a un alumno de 5 años. En la audiencia de formulación de cargos se determinó que en el período lectivo 2018-2018 la maestra lo sometía a humillaciones constantemente, no le dejaba salir al recreo ni compartir con sus compañeros. También le negaba el saludo. Los actos de odio se producían por la situación socioeconómica del menor, según informe de Fiscalía.

El niño intentó suicidarse, hecho que fue evitado por su abuela, a quien explicó que se sentía muy mal porque la “profesora no lo quería”. Sus padres, al enterarse de la situación, hicieron la denuncia correspondiente.

Según la investigación de la Fiscalía y el testimonio del niño, su maestra lo humillaba de forma constante, le negaba el saludo, le señalaba sus carencias, le impedía que comparta con sus compañeros en el recreo y lo obligaba a repetir las tareas para que se quede en el aula.  

En la audiencia que duró dos días, la Fiscalía presentó como pruebas los testimonios del niño, padres y de otros miembros de la institución educativa, y el reconocimiento del lugar de los hechos. Además, las pruebas sicológicas, el informe del entorno social y la condición socioeconómica del niño. 

El Código Orgánico Integral Penal establece que la persona que cometa actos de violencia física o sicológica de odio contra una o más persona por su nacionalidad, etnia, lugar de nacimiento, edad, sexo, identidad, condición socioeconómica y más será sancionada con una pena privativa de uno a tres años.  

Pero en este caso se dictó la máxima sentencia para este delito más un tercio, al comprobar que existieron circunstancias agravantes como el intento de suicidio y la afectación sicológica al estudiante, comprobado mediante las evaluaciones respectivas.   

Las investigaciones determinaron que hubo responsabilidad del delito. Además, se impuso una multa de diez salarios básicos unificados de trabajador y el pago de USD 800 de reparación integral a la víctima. Se conoció que la maestra apelará el fallo. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *