Fumadores tienen mayor riesgo de desarrollar complicaciones por covid-19

Profesionales de la salud insisten siempre en los peligros de los cigarrillos y más recientemente de los cigarrillos electrónicos. Sin embargo, los consumidores de estos productos podrían estar bajo mayor riesgo de sufrir complicaciones si llegan a contagiarse de covid-19. Así lo determinó un estudio europeo. 

La investigación, públicada en el European Respiratory Journal, alerta que personas con enfermedad pulmonar obstructiva (EPOC) y las fumadoras pueden tener niveles más elevados de la enzima convertidora de angiotensina II (ACE-2) en sus pulmones. Esta molécula, ubicada en la superficie de las células de los pulmones, permite que el coronavirus entre en los órganos causando una infección. 

Por ello, en Estados Unidos, especialistas de la salud están pidiendo a las personas, especialmente ahora, que dejen de fumar. De hecho, según informa el diario The New York Times, se está discutiendo prohibir temporalmente la venta de estos productos. Esto porque estudios anteriores han demostrado que el consumo de cigarrillos debilita el sistema inmunológico y altera la función de los pulmones. 

Por ahora, los estudios de los efectos para los consumidores de los cigarrillos electrónicos son limitados. Pero los existentes sugieren que estos podrían causar inflamación en las vías aéreas así como en los pulmones, asegura el Times. 

El estudio europeo tomó datos de China que sugirieron que los pacientes con EPOC «tenían un mayor riesgo de tener peores resultados de covid-19. Presumimos que esto podría deberse a que los niveles de ACE-2 en sus vías respiratorias podrían aumentar en comparación con las personas sin EPOC, lo que posiblemente podría facilitar que el virus infecte las vías respiratorias», explica la doctora Janice Leung, de la Universidad de Columbia Británica y el Hospital St. Paul’s, de Vancouver, en declaraciones recogidas por la agencia Europa Press. 

Los investigadores compararon las muestras de pulmones de 21 pacientes con EPOC y de otras 21 sin EPOC y midieron el nivel de ACE-2. Compararon el resultado con factores como si las personas nunca habían fumado, eran fumadores en la actualidad o eran exfumadores. Entonces notaron que no solo los pacientes con EPOC tenían niveles más altos de ACE-2, sino que personas que eran fumadoras también registraban niveles elevados.

Esto, dice Leung citada por Europa Press, podría aumentar el riesgo de que personas fumadoras desarrollen «infecciones graves por covid-19», mientras que en el caso de los exfumadores, «tenían nieles similares de ACE-2 que las personas que nunca habían fumado. Esto sugiere que nunca ha habido un mejor momento para dejar de fumar». 

Los investigadores especulan que los fumadores podrían verse infectados con más copias del nuevo coronavirus que pacientes que no fuman o que dejaron de hacerlo. Esto se debe a que el virus parece atacar el cuerpo al adherirse al ACE-2. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *