Ministro de Salud reconoce problemas de levantamiento de cadáveres en Guayaquil, pero dice que son muertes naturales

El ministro de Salud, Juan Carlos Zevallos, informó que “no le consta” que los reportes de personas fallecidas en sus casas en Guayaquil, cuyos cadáveres permanecen por hasta 24 horas y más junto a sus familiares, obedezcan a contagios de covid-19 y apuntó a que se tratarían de muertes naturales.

“Son muertes naturales y (son personas) que no han estado con coronavirus, aquellos que tenían síntomas respiratorios agudos fueron trasladados al hospital”, indicó el Ministro en declaraciones recogidas por la cadena Ecuavisa.

Se espera que las Fuerzas Armadas colaboren en una más ágil en la labor de levantamiento de cadáveres, una vez declarada la provincia del Guayas como zona especial de seguridad por el Gobierno Nacional. “Es una labor humanitaria frente a la cual queremos ser extremadamente sensibles y responder inmediatamente, lamento que las familias estén sufriendo este problema”, sostuvo Zevallos, tras un recorrido por el coliseo Abel Jiménez en el Parque Samanes de Guayaquil, donde la Gobernación ha instalado 100 camas, a disposición para la atención de pacientes de covid-19.

“Yo entiendo que el número de personas, que lamentablemente han fallecido en este tiempo, son las muertes habituales que existen; sin embargo por el problema de la emergencia sanitaria no han podido ser retirados, antes eran los familiares los que se encargaban de eso, ahora no pueden ocuparse de ello”, agregó el Ministro.

Entre la noche del martes y la mañana de este miércoles 25 de marzo han seguido multiplicándose los reportes de cadáveres abandonados en sus casas sin que hayan podido ser retirados. Entre una decena de reportes se cuentan los casos de adultos mayores como Mateo Cruz Neptalí, fallecido de un paro respiratorio en Samanas 3 y Rosa Díaz Gamboa, fallecida en su domicilio de la ciudadela El Cóndor, ambos al norte de Guayaquil, o Eva González, “tirada en el piso de su casa desde ayer”, en La Chala, al suroeste de la ciudad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *