Contraloría dispone al CNE eliminar a cuatro organizaciones políticas

La Contraloría General del Estado dispuso al Consejo Nacional Electoral (CNE) que deje sin efecto la inscripción de los movimientos nacionales Podemos, Fuerza Compromiso Social, Libertad es Pueblo y Justicia Social, con el fin de que en el Registro Permanente de Organizaciones Políticas solo consten aquellos “que, al momento de su inscripción, cumplieron con lo dispuesto en la Constitución”.

Fuerza Compromiso Social fue creado por el exministro Iván Espinel, acusado de corrupción. Luego de apoyar al binomio Lenín Moreno-Jorge Glas, el movimiento cambió de rumbo y ha servido de plataforma para los seguidores del expresidente Rafael Correa. Incluso, se constituía en la base de la Revolución Ciudadana para participar en las elecciones del 2021.

La disposición de la Contraloría -que es preliminar hasta que se apruebe el informe final- se hizo pública esta tarde, en la lectura del borrador del examen especial a los resultados provisionales descritos en el informe de auditoría DNA1-0053-2019, que se realizó en el auditorio del CNE. Allí se subrayó que debe depurarse el Registro de Organizaciones Políticas, “eliminando aquellas que incumplan los requisitos previstos en la normativa vigente”.

Como antecedente, en agosto del año pasado, la Contraloría ordenó que se haga un examen especial a los sistemas informáticos e infraestructura tecnológica, así como a los contratos relacionados, de la inscripción, registro y extinción de organizaciones políticas entre el 1 de febrero de 2013 y el 31 de agosto de 2018.

En el informe final, los auditores ya pidieron al CNE, entre otros temas, supervisar la situación legal de los cuatro movimientos políticos. Además, le señalaron varias inconsistencias; por ejemplo, números de cédula inexistentes en la base de datos de afiliados, adherentes y adherentes permanente, errores de digitación en los formularios entregados por las organizaciones políticas, firmas que no corresponden a las que constan en los padrones.

Para seguimiento, el 13 de enero de este año se emitió la orden de trabajo para el inicio de una auditoria que verifique si se hicieron o no los correctivos. El resultado: de 19 recomendaciones se cumplieron 3, se incumplieron 9 y se ejecutaron parcialmente 7.

De acuerdo con las normas de la Contraloría, los funcionarios del CNE relacionados con el examen (en la lectura no se dieron nombres) deberán presentar pruebas de descargo en el plazo de 5 días. Si no satisfacen los requerimientos de los auditores, las observaciones se mantendrán y se incluirán en el informe final.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *